¿Quién no ha soñado de pequeño alguna vez con ir a Disneyworld? O tal vez visitar Miami, ese sitio con una enorme playa de arena blanca que todos conocemos gracias a una famosa serie de televisión. Pues bien este año he matado dos pájaros de un tiro y mediante este relato ilustrado voy a intentar que os trasladéis allí aunque solo sea por un momento.

Llegamos al aeropuerto de Miami y sorprendentemente no había tanta cola como me esperaba así que no tardamos mucho en salir de los controles. Hicimos noche allí y a la mañana siguiente vuelta al aeropuerto rumbo a Orlando para visitar los parques de Disneyworld. Nuestro primer día fue en el Parque Magic Kingdom donde podemos ver el famoso castillo, repleta de atracciones tanto para niños como para mayores.

Las entradas van marcadas con la huella dactilar así que  suele ser un gran alivio para la mayoría en caso de perder el ticket, las taquillas de las atracciones también funcionan con la huella. Durante el día hay varios desfiles peor el que no os debéis de perder es el de media tarde ya que es el único en el que los personajes bajan de sus carrozas y bailan amigablemente con los allí presentes , para acabar con este parque os diré que el espectáculo de fuegos artificiales a la noche es magnífico. Por cierto, solo existen dos zonas de fumadores en todo el parque y creerme están bastante lejos.

La 2ª visita fue al Parque Epcot fuimos en un barquito desde el BoardWalk en mi opinión mucho más enfocado para adultos a los que no les gusten las atracciones que hacen saltar tu pulso. Con espacios dedicados a las más conocidas ciudades europeas y sus más emblemáticos monumentos y por supuesto degustación de sus platos más típicos. Fumadores, aquí si que había bastantes espacios para vosotros. También hay un delfinario y miles de peces de colores que harán las delicias de los más pequeños.

3er y 4º día Universal Studios y Island of Aventure, parques absolutamente recomendables para adultos y niños sobre todo para la gente a la que le gustan las emociones fuertes con varias montañas rusas espectaculares que dejarán sin palabras y bastante despeinado a más de uno,  Además tuve la suerte de estar allí en Halloween se celebrá a partir de mediados de Septiembre hasta Noviembre así que no tenéis que tenéis tiempo suficiente para disfrutar de los sustos, pasajes del terror  y espectáculos de todo tipo que os proponen (abierto hasta las 2 de la mañana).

También podréis disfrutar de un delfinario y contemplar algunos pececillos curiosos. Los espectáculos de 3D son muy buenos, algunos demasiado reales incluyendo pequeñas descargas eléctricas.

De vuelta en Miami South Beach, lugar por excelencia de entretenimiento, sol y playa. Mi siguiente parada fue una excursión a los Everglades, concretamente al Gator Park.

Primero fuimos en una de esas barcas con motor atrás fue fantástico avistamos muchos cocodrilos, grandes y pequeños incluso 2 se nos acercaron a la barca, tortugas, serpientes y mucha fauna diferente entre ellos unos nenúfares a la vista inofensivos pero bajo el agua son auténticos asesinos. Para concluir un espectáculo con sapos gigantes, arañas, lagartos, loros y un enorme cocodrilo al que el cuidador besaba amigablemente.

En Miami hay miles de actividades para hacer en la playa e incluso puedes unirte a jugar a volley-playa con cualquier grupo de gente en el paseo de la playa. La gente es muy educada y respetuosa, dos cosas que me llamaron enormemente la atención fueron primero que los semáforos no duran apenas 5 segundos pero puedes pasar por medio de la carretera, ningún coche te pitará sino todo lo contrario los coches paran al verte salir a la carretera para que pases y la segunda la seguridad que se siente paseando de noche. Otro lugar que debéis visitar es La Española Way calle repleta de restaurantes con comida de aquí así que si echáis de   la comida casera tortilla de patata, paella valenciana, unas alubias….podéis encontrarlo allí.

Para la gente curiosa que le gusta ver como la gente rica se divierte no debéis perderos el visitar el Hotel Delano de noche, con una gran piscina, grandes camas y música. El Hall es enorme ambientado en la antigua roma con grandes cortinas para separar distintas localidades de hotel, se puede entrar con niños a partir de las 21 horas esta abierto.

También paseando por Ocean Drive podréis ver la Mansión de Versacce donde un fanático le dio muerte. En la mayoría de los hoteles de Ocean Drive hay música en directo mientras cenas en la terraza o a mismo pie de calle.

También os podreís encontrar con algún famoso rodando alguna escena, yo misma vi rodar una persecución de la famosa serie CSI Miami y al día siguiente en el hotel de al lado estaban grabando un episodio de otra serie con el actor Michael Clarke Duncan (actor en la Milla Verde, Armageddon,….)

Para las personas que tengan miedo al idioma porque no dominen el inglés comentar que la mayoría de la gente es hispano-parlante, muy amable y siempre dispuestos a ayudar.

Y de nuevo con un montón de tiendas y outlet para los adictos al shopping. Otra excursión que podréis realizar es ver las casas de los famosos, te llevan en un barquito y paran y te explican quienes viven en esas maravillosas mansiones con embarcadero.

Key West más conocida como Cayo Hueso, la ciudad más meridional  de USA. Hoy en día es posible desplazarse en coche desde el continente a través de una carretera formada por decenas de puentes que atraviesan todos los cayos. En el pasado, estas islas tropicales eran el refugio de piratas, pescadores, comerciantes y buscadores de tesoros.

La principal calle que sin duda debemos visitar es Duval Street en la que podemos encontrar miles de tiendas y puestos. Para  recargar fuerzas existen muchísimos restaurantes uno de los más llamativos es sin duda el Sloopy Joe’s que ofrece música en directo. Al tener puerto pesquero se puede disfrutar de frescos pescados y mariscos en la mayoría de los restaurantes. Entre las atracciones principales se encuentra el cementerio de la isla donde podréis ver  un monumento que conmemora el hundimiento del USS Maine en la  Guerra Hispano-Estadounidense. También podréis visitar el faro de la localidad, la casa del escritor Ernest Hemingway ahora convertida en museo, otra de las atracciones más famosas  y a la que acuden los turistas es en el Muelle Mallory Square donde se reúnen antes de la puesta de sol para contemplar y disfrutar de la multitud de actuaciones de artistas callejeros ya que existe una gran comunidad de artistas.

Otro de los monumentos más visitados es el Southernmost Point of the U.S., punto que señala la distancia que hay entre USA y Cuba a tan solo 90 millas. Lamentablemente imposible divisar Cuba desde ese punto debido a la inclinación geográfica.

El Wrecker Museum nos cuenta historias de la navegación, testimonios desgarradores de náufragos y también de héroes que arriesgaron sus vidas para salvarlos, construido en la antigua casa del Capitán Watlington que dedicó su vida a ello.

La playa, de arena blanca con miles de  pececillos  de colores y su barrera de coral hace que nos olvidemos de todo el bullicio, la música y nos transporte a un lugar de ensueño.

Acabando con el puerto, donde podemos ver los embarques y desembarques de  grandes transatlánticos con destino por ejemplo a las maravillosas Islas Bahamas de la compañía Royal Caribean o bien  Jamaica e Islas Caiman con Carnival Cruises

Las excursiones a Key West pueden contratarse en todo Miami duran todo el día y también tenemos la posibilidad de salir en un barco y ver la fantástica fauna Marina.

Con esto concluyo mi particular viaje virtual espero que os haya gustado.

 

(Izaskun Monasterio)