Está a punto de comenzar la 64º edición de F1, que contará con un total de 19 pruebas, una menos que en 2012 debido a la desaparición del Gran Premio de Europa que hasta ahora tenía lugar en el circuito urbano de Valencia.

El primer Gran Premio se disputará el próximo 17 de marzo de 2013 en el circuito de Melbourne, Australia. Promete ser una temporada de tensiones entre escuderías y de rivalidad entre sus pilotos: Sebastian Vettel con Red Bull, Fernando Alonso con Ferrari, Lewis Hamilton con Mercedes AMG, Jenson Button con McLaren y Kimi Raikkonen con Lotus son claros candidatos a ganar el Mundial. Repasemos los escenarios por los que pasarán los equipos y competirán por hacerse con el campeonato.

El Gran Premio de Australia se disputa en circuito de Albert Park, en la ciudad de Melbourne. La sede de los Juegos Olímpicos de 1956 reúne numerosos puntos de interés. Llama la atención su atractivo legado colonial, fruto de su herencia británica. Asimismo, es interesante perderse en su laberinto de calles, que esconden cafés, restaurantes y boutiques. Descubrirlos es una grata sorpresa que le espera al viajero curioso. El ambiente más bohemio se respira en Brunswick Street, el Soho australiano es una zona donde encontrar desde tiendas de segunda mano hasta prendas de alta costura. No se debe pasar por alto la Federation Square, una plaza que combina cultura y creatividad en proporciones iguales.  No hay que pasar por alto sus excelentes playas, destino casi obligatorio para los amantes del surf.

La segunda parada será el Circuito Internacional de Sepang, Malasia. Sepang se sitúa en el sur del estado de Selangor de Malasia. Aunque antiguamente se trataba de un pueblo pequeño, actualmente se considera el Silicon Valley de Asia, ya que más de 250 multinacionales se ubican en el distrito de Cyberjaya. Malasia es un país de contrastes, fruto de su pasado racial. Durante siglos Malasia ha florecido en el seno de un crisol de culturas. Una curiosidad: Cuenta con una selva que abarca el 70% de su superficie.

Del 12 al 14 de abril, tendrá lugar el Gran Premio de China en el Circuito Internacional de Shanghái. Si hay un rasgo que define a la ciudad china de Shanghái es modernidad.  Pasear por el barrio The Bund, conocer la China más tradicional a través de Old City, visitar su zona de negocios en un viaje al nuevo Shanghái o ir de compras por el París del Este, donde encontrar comida occidental, son algunas actividades que no debes dejar de hacer.

La cuarta prueba del Mundial de F1 será Bahréin, donde parece que Fernando Alonso juega con cierta ventaja, ya que es el piloto que concentra más triunfos en Sakhir (2005, 2006 y 2010), además allí logró su primera victoria con Ferrari (2010).  El Circuito Internacional de Bahréin se sitúa en su capital, Manama, a orillas del Golfo Pérsico. Al igual que en 2012, el Gran Premio se desarrollará en un escenario de protestas públicas de manifestantes que exigen reformas políticas. Ya en 2011 se vieron obligados a suspender la carrera con motivo de las revueltas. Sin embargo, en 2012 se reanudó a pesar de las críticas internacionales. La protesta social prevé intensificarse en una concentración masiva durante el día en que se celebre el campeonato para elevar sus quejas al exterior.

La siguiente parada se produce en Europa. Del 10 al 12 de mayo la Fórmula 1 pisa suelo español en el Circuito de Montmeló (Barcelona). No dejes escapar esta oportunidad para ver el directo los entrenamientos, la clasificación y, por supuesto, sentir la emoción de la carrera + 2 noches de hotel al mejor precio de la mano de Nautalia Viajes. Pincha aquí para vivir una experiencia que nunca olvidarán los incondicionales de Fórmula 1.

Uno de los circuitos que se esperan con especial expectación es el Gran Premio de Mónaco. El trazado urbano de Montecarlo se caracteriza por rectas cortas y estrechas, así como curvas cerradas, que dificultan enormemente los adelantamientos en pista y ponen a prueba la habilidad y estrategia de los equipos. De ahí, la importancia de hacer una buena clasificación. En Mónaco no es raro encontrarnos con automóviles de coleccionista, fiestas en yates y, en general, mucho glamour en todos los rincones del Principado. Toma nota, del 23 al 26 de mayo se dan cita lujo y diversión por doquier en Mónaco.

Ya en junio, los pilotos y sus equipos abandonan, provisionalmente, Europa para visitar Canadá. Desde 1982 el circuito lleva el nombre de Gilles Villeneuve en honor al piloto canadiense que falleció en los entrenamientos del Gran Premio de Bélgica de aquel año. Del 7 al 9 de junio podremos disfrutar del circuito urbano de Montreal, una pista que permite adelantamientos y donde la emoción queda asegurada. Montreal forma parte de la provincia de Quebec y es la segunda ciudad más poblada del país. El turismo de Montreal nos propone interesantes opciones al aire libre para explorar la ciudad en bicicleta. Algunos de sus parques naturales más populares son Cap-Saint-Jacques y Bois-de-l’îlle-Bizard al oeste y Pointe-aux-Prairies al este de la ciudad.

Vuelta a Europa, la siguiente parada es uno de los circuitos más relevantes de la historia de la Fórmula 1. El Gran Premio de Reino Unido se celebra desde el 28 al 30 de junio en el circuito de Silverstone en el condado de Northamptonshire, Inglaterra. Allí mismo se encuentran las fábricas de algunas de las grandes escuderías (McLaren, Williams). Además de reunir a los aficionados del motor, cerca de Silverstone se encuentra Stowe Landscape Gardens, hermosos jardines que datan de la Inglaterra georgiana.

Del 5 al 7 de julio el circuito de Nürburgring acogerá el Gran Premio de Alemania. Se le conoce como “Grüne Hölle” o “infierno verde”, sobrenombre acuñado por el piloto británico Jackie Stewart, por tratarse del circuito más difícil y duro del mundo. EL GP de Alemania tiene un acuerdo de alternancia entre Nürburgring y Hockenheim. Se ha confirmado que los monoplazas podrán correr por este histórico circuito, al menos una vez más, tras negociaciones con Bernie Ecclestone. El circuito se sitúa cerca del pueblo medieval Nurburgo, en las montañas Eifel, de Alemania. Vale la pena acercarse a contemplar el majestuoso castillo Nürburg que data nada menos que del siglo XII.

Antes del parón de tres semanas de descanso, hacemos una última parada en Hungría. Del el 26 al 28 de julio el circuito de Hungaroring centrará todas las miradas. Su situación privilegiada, a tan solo 30 kilómetros del centro de Budapest, es un buen punto de partida para descubrir el encanto de la Tierra de los Magiares. No dejes de visitar el Castillo de Buda, una de las estampas más famosas de la capital,  así como el Puente de las Cadenas, el más antiguo de la ciudad inaugurado en 1849, cuya razón de ser consistía en unir las dos ciudades antiguas Buda y Pest, la actual capital húngara.

Hasta aquí, hemos repasado los escenarios de la Fórmula 1 hasta su parón de verano. Próximamente, continuaremos con la segunda parte.